COLOMBIA

Alerta por bajo caudal de río Tapias que abastece a Riohacha – Otras Ciudades – Colombia



La drástica disminución a casi la mitad del caudal del río Tapias, que es la fuente de abastecimiento del acueducto de Riohacha, obligó a la empresa operadora ASAA, solicitar a las autoridades de Gestión del Riesgo Distrital analizar la declaratoria de alerta amarilla.

Los promedios normales del caudal son 3.500 litros por segundo.

De acuerdo a lo señalado por el gerente de la empresa de servicios públicos, William García, dentro del sistema de prevención que ya está pactado con la alcaldía se tiene como alerta amarilla cuando el caudal disminuye más de 2.000 litros por segundo.

“En estos días está fluctuando entre 1.800 y 1.600 litros por segundo, por lo que comenzamos con las actividades que se deben desarrollar para esto. Lo primero es convocar para este viernes a todos los usuarios del río entre los que se encuentran, los bananeros, campesinos y la empresa de servicios públicos, para analizar la situación y tomar acciones conjuntas”, puntualizó García.

Mientras tanto, la empresa ASAA gestiona ante la autoridad ambiental la medición oficial del caudal y ha notificado la situación a representantes de la administración local, para efectos de controles y la toma de decisiones de manera concertada.

La ciudad tiene un potencial turístico que se vería afectado por la sequía.

Foto:

Vanexa Romero/EL TIEMPO

Desde la semana anterior se inició el monitoreo de los niveles encontrando inicialmente disminuciones moderadas, pero, al iniciar la presente semana el comportamiento tendió bruscamente a la baja del caudal en aproximadamente 2000 litros por segundo, que es una condición muy normal de esta temporada de sequía.

La empresa hace un llamado a todos los habitantes de la ciudad para hacer un uso más eficiente y responsable del recurso hídrico, para que no afecte en mayor proporción y pueda ser suplida de la manera que se ha realizado históricamente, debido a los anuncios de meteorólogos de que será una temporada seca bastante intensa y más severa de lo normal.

De bajar el caudal a unos mil litros por segundo, la empresa operadora analizaría la activación de la alerta naranja, y se pensaría en la disposición de los sistemas de respaldos y los racionamientos en algunos sectores que tienen agua de forma continua, para poder distribuir el preciado líquido en toda la ciudad.
 

Eliana Mejía Ospino
Especial para EL TIEMPO
Riohacha

No Comments

    Leave a Reply