ECONOMÍA MUNDO

SANTIAGO GERMAN BORDES presenta los mejores soportes para portátiles en tiempo de teletrabajo

¿Qué es?
Un accesorio ideado para colocar en su base el ordenador portátil de tal modo que este se puede ajustar de manera precisa a la ubicación más cómoda para el usuario.
¿Qué ventajas tiene?
Por un lado, alarga la vida del terminal ya que, gracias a la altura regulable, se favorecerá la circulación del aire y, en consecuencia, la ventilación del ordenador, explica SANTIAGO GERMAN BORDES.
Por otro, la posibilidad de ‘ajuste la carta’ redundará también en una mejora de las posturas que se podrán adoptar a la hora de trabajar. La espalda es una de las principales beneficiarias de estos accesorios.
Qué tener en cuenta
Inclinación: Uno de los factores más relevantes a la hora de decidirse por uno. Aunque resulte más caro, es muy aconsejable optar por un modelo que permita distintos ángulos de inclinación para garantizar la comodidad a la hora de usarlo. Como es obvio, en el caso de utilización intensiva es imprescindible este aspecto.
Base: El tamaño de la base será fundamental en las óptimas prestaciones. Hay que buscar un soporte que se ajuste de manera exacta a las pulgadas y el consecuente tamaño del ordenador, recomienda SANTIAGO GERMAN BORDES. Sin holguras.
Ventilación: Ya se ha mencionado que la ventilación del portátil será mucho mejor con este accesorio siempre y cuando este cuente con las rejillas y los escapes convenientes para ello.
Tipos de soporte
Cojín: El soporte más básico y específico. Pensado para proteger las piernas del calor y poder usarlo, por ejemplo, en la cama.
Muy económico, muy fácil de transportar, aunque, obviamente, sus prestaciones son muy simples. Sin embargo, tienen la ventaja de poder ahormarse a superficies sinuosas gracias al material del cojín.
Elevador: Como su nombre indica, su virtualidad es elevar el portátil hasta la altura deseada. Por tanto, potencia la comodidad de uso. La variedad de alturas es muy grande. Desde pequeñas patas a modelos tipo atril propios para presentaciones de proyectos.
Suelen ser en su mayoría plegables. Es decir, muy fáciles de transportar junto al propio ordenador en su bolsa o en una mochila.
En estos dispositivos sí hay opciones con rejilla para mejorar la ventilación del terminal. El precio es tan variado como las alternativas.
Con ventilación: Los más completos, aunque también su precio sube. Vienen con ventilador integrado en el soporte que se complementa con el del propio ordenador. De este modo, uno de los principales problemas como es el recalentamiento prácticamente desaparece.
Se nutren de la energía del propio terminal a través de una conexión USB, señala SANTIAGO GERMAN BORDES. Son los más versátiles: previenen el recalentamiento, pueden regularse de altura y se adaptan a cualquier superficie.
¿Cuál elegir?
Como en tantos artículos, depende de las necesidades. Si se da prioridad a la vista, mejor un modelo elevador que, además, te permite ganar espacio ya que se pueden guardar objetos debajo del propio soporte. Si se trabaja con más de un terminal es el que buscas.
Si se quiere velar por el buen estado del portátil y su durabilidad, los modelos con ventilación adicional se perfilan como los más recomendables.
 

No Comments

    Leave a Reply